Reyes Magos, ¿cúal es su historia y cómo se mantiene actualmente?

Reyes Magos

Todos sabemos quienes son los Reyes Magos. En nuestra tradición se han convertido en unos de los personajes más queridos por los peques, pero seguramente no todo el mundo conoce de dónde procede esta creencia.

Como sucede a menudo en nuestra cultura, la historia tiene un arraigo en la religión, en este caso en el cristianismo. Encontramos referencias a ella en la Biblia, en concreto en el evangelio de San Mateo.

San Mateo describe como una vez nacido el niño Jesús llegaron a Belén 3 “magos”, nombre que recibían por aquel entonces los sabios o astrónomos. Tras preguntar por dónde se encontraba el recién nacido rey de los judíos, los visitantes lo adoraron y le entregaron 3 regalos; oro, incienso y mirra.

También hace referencia a que dichos personajes llegaron a Belén siguiendo una estrella, seguramente algún cometa o meteoro que en esa época cruzase los cielos de oriente.

¿Cómo son los Reyes Magos?

En el evangelio de San Mateo no encontramos muchas más menciones a los Reyes Magos, por lo que debemos viajar ahora al siglo XIV. En esa época un monje llamado Beda describe a los Reyes Magos en un manuscrito.

Asegura que son 3: Melchor, anciano y de cabellos y barba blanca; Gaspar, más joven y rubio; y Baltasar, un hombre de color negro. El monje los identifica como representantes de Europa, Asia y África, dándoles por tanto el título de reyes.

No obstante, no está realmente claro de dónde procedían los Reyes Magos. Seguramente procedían de culturas que en la época valorasen de forma especial la astronomía, como la Babilonia o la Persa. Tampoco hay seguridad en el número de reyes, de hecho en la actualidad se mantienen tradiciones diferentes en otros países en relación a este punto.

Reyes Magos

Reyes Magos y tradiciones actuales

Lo más importante para nuestros peques es lo que suponen los Reyes Magos en la actualidad. Se trata de una tradición de origen cristiano, pero seguramente hoy en día haya trascendido la religión y se trata de una costumbre de nuestra sociedad, celebrada no sólo por cristianos practicantes.

El hecho de que estos 3 visitantes llevasen en su día regalos para el niño Jesús, les confiere hoy en día la capacidad de regalar a todos los niños del mundo. Además al ser descritos como “magos” les permite hacer esto en una sola noche, algo imposible para cualquier ser humano normal.

Gracias a estas capacidades, peques de todo el mundo dedican cada año un tiempo a cumplir ciertas tradiciones. La primera es la de escribir la carta a los Reyes Magos, en dónde les dicen cómo se han portado y qué regalos les gustaría recibir.

La segunda posiblemente sea recibirlos en su pueblo o ciudad, gracias a las cabalgatas que organizan la noche antes de repartir sus regalos. Es un momento de muchísima ilusión para los peques, ya que pueden ver directamente a esos personajes increíbles.

La tercera tradición se produce justo antes de irse a dormir, la noche más mágica del año. Aunque los reyes sean magos, siguen siendo personas normales, y eso hace que se cansen en su larga noche de trabajo y necesiten en ocasiones recobrar fuerzas. También sus camellos y pajes pueden necesitar un empujoncito. Por esa razón los peques suelen dejar algo de beber y de comer a los Reyes.

Y la última de las tradiciones es la que más les gusta; abrir los regalos a la mañana siguiente.

Más allá de los elementos históricos y religiosos de esta celebración, e incluso del uso político que algunos adultos le quieran dar, lo importante es que se trata de una celebración arraigada en nuestra sociedad que provoca una enorme ilusión en nuestros peques.

Aprovechemos esa ilusión para que crezca su curiosidad y para dar rienda suelta a su imaginación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *