Deporte en equipo, ¡descubre sus beneficios en los peques!

deporte en equipo

El deporte en equipo es una opción muy recomendable para fomentar hábitos saludables en nuestros peques. Todos los padres y madres queremos que nuestros peques gocen de una buena salud. Además de cuidar su alimentación, el deporte es una parte indispensable para conseguirlo. Acostumbrar a nuestros peques a hacer deporte es una garantía de una mayor calidad de vida en el futuro. Aunque a nosotros no nos guste, es bueno que ellos adquieran esas habilidades y costumbres.

Quizá nos animemos a realizar algún deporte para servirles de ejemplo, mejorando la salud de toda la familia. Si no es el caso, debemos hacer todo lo posible por fomentarlo en los peques. Una vez tenemos esto claro, llega el momento de elegir el deporte adecuado. La primera duda suele ser; ¿deporte en equipo o individual? Ambos tienen sus propias características, en este artículo nos centraremos en el deporte en equipo.

Deporte en equipo: beneficios para nuestros peques

Respeto por las normas

Aunque también hay reglas en deportes individuales, estas son mucho más claras en los deportes de equipo gracias a las alineaciones y la posición que todos los peques deben ocupar al practicarlo. Además, un deporte en equipo es mucho más útil para que los peques entienda la necesidad de cumplir esas reglas, ya que afectan directamente a la armonía del equipo y a los resultados.

Compañerismo y trabajo en equipo

Si tu peque recibe una falta, sus compañeros estarán ahí para levantarlo y animarlo, por ejemplo. Estos actos tan sencillos enseñan a los peques la importancia de ayudar a sus compañeros para alcanzar sus objetivos, por lo que también estamos fomentando el trabajo en el equipo que tan útil será en su vida laboral.

Respeto al que piensa diferente

Da igual que tus peques no se lleven bien con un miembro del equipo, que piensen diferente en absolutamente todo. Una vez estén jugando dejarán a un lado esas diferencias y trabajarán juntos por un mismo objetivo, celebrando juntos también la victoria y apoyándose en la derrota. Esto ayudará a que tus peques sean más tolerantes y respetuosos con la forma de ser del resto de personas con las que compartan su vida.

Liderazgo

El liderazgo es algo que sólo pueden trabajar con un deporte en equipo. En algún momento los peques tendrán que echarse el equipo a la espalda y tratar de ser un referente para sus compañeros. En ese momento estarán trabajando su autoestima, mejorando su capacidad para trabajar en equipo y practicando la toma de decisiones y la asignación de tareas a miembros que puedan ayudarle a cumplir sus objetivos.

Deporte en equipo

Disciplina y compromiso

Si, es algo que se trabaja en cualquier deporte, pero en un deporte de equipo su falta de disciplina afecta al grupo, y es el grupo el que los impulsa a respetar los horarios y normas. Además ese mismo grupo puede ser el que anime a tu peque a continuar adelante cuando, por un mal partido o una mala época, piense en dejar el equipo. Un deporte en equipo es un compromiso más grande que un deporte individual, y de hecho verás que a veces a tus peques les fastidiara perderse sus entrenamientos o partidos no por ellos, sino por sus compañeros.

Pensamiento estratégico

Algo necesario para muchos trabajos e incluso para los estudios. Trabajar el pensamiento estratégico es muy útil para el futuro de tus peques, y lo harán de forma mucho más efectiva en un deporte de equipo. El deporte en equipo se basa en identificar las habilidades de cada miembro y plantear un plan para aprovecharlas al máximo. Inicialmente será el entrenador el que realice esta planificación, pero poco a poco los jugadores irán adquiriendo la habilidad para formar sus estrategias y reconocer las del rival.

Humildad y manejo de la frustración

Tus peques disfrutarán de sus victorias, y si tienen un buen entrenador, aprenderán a ganar con respeto. Pero no siempre se gana, y es vital para su vida que aprendan a gestionar esa sensación de fracaso y manejar su frustración. En un deporte individual también trabajas estas sensaciones, pero en un equipo lo harán acompañados de sus compañeros, que magnifican tanto los momentos positivos como los negativos. Te sorprenderás a tí mismo cuando veas a tus peques no solo manejando su frustración, sino ayudando a un compañero con la suya.

Aumento de la autoestima

¿Puede haber mejor sensación para un peque que recibir el abrazo de todo su equipo tras anotar un tanto? Por supuesto tus aplausos desde la grada también serán bien recibidos, pero serán las felicitaciones de sus compañeros, los que luchan por su mismo objetivo, las que más efecto tengan en su autoestima. Por supuesto ante un error también sus compañeros podrán ayudarle a reponerse y seguir intentándolo sin minar su confianza personal.

Estas son sólo 8 de las múltiples ventajas del deporte en equipo a tener en cuenta a la hora de elegir el deporte de tus peques, aunque, lo más importante será contar con su opinión y respetar sus gustos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *